Bioética en el cine


El Séptimo Arte ha sido una de las últimas disciplinas en alcanzar esta consideración, pero dada su proximidad a otras como la literatura o la fotografía, tiene una capacidad innata de comunicación y expresi-vidad que cuando se emplean adecuadamente lo convierten en un poderoso medio para la reflexión, e incluso para el intento de cambio social, moral…

En este apartado que desde AEBI se dedica al cine, a La Vida Humana a Través del Cine, tratamos de mostrar los distintos aspectos a los que se puede enfrentar la bioética desde la cercanía que transmite este medio, mediante delicada selección de películas debidamente analizadas y comentadas.
 

Teresa, Teresa


La Vida Humana a Través del Cine 
Sección dirigida por Gloria Mª Tomás y Garrido 
Catedrática de Bioética. UCAM. Murcia.



   
Estamos celebrando durante este año el quinto centenario del nacimiento de la gran Santa española, Teresa de Jesús. Son numerosos los merecidos eventos con los que se le está honrando. Y muchas persona habrán tenido la posibilidad de admirar unos de los cuadros más cotizados de la monja Isabel Guerra, pintado en el 2008, titulado “Y el almendro floreció” que plasma maravillosamente el tránsito al cielo de Santa Teresa. en brazos de su querida compañera, confidente y enfermera, la beata Ana de San Bartolomé. Incluye un hecho extraordinario: en el momento de la muerte de la Santa, en el frío otoño de Alba de Tormes, un almendro de la huerta del convento, que jamás había florecido, se cubrió inesperadamente, por primera y última vez, de un manto blanco de flores.

En este clima me ha parecido que podía ser oportuno que ya, al final del año, se ofreciera alguna película que trate sobre la santa. Y me he decidido por la de Rafael Gordon, Teresa, Teresa, de la cual es director y guionista.

Se trata de una obra sumamente original, pues, con cierto aire teatral la película se desarrolla como es una entrevista que se realiza en un plató de televisión, en la que, una presentadora (Assumpta Serna) se dispone a afrontar la última serie de su programa de entrevistas virtuales a seres que ya no están y, en este caso se trata de entrevistar a Santa Teresa (Isabel Orgaz).

Hay un historiador del siglo XIX, Hipólito Taine que ve a la santa fuera de todo convencionalismo histórico, religioso, social, y la califica como “una científica del alma humana”. Rafael Gordon, basa en este dato el porqué de su película, así lo dice una entrevista que concedió en su momento, y en la que explica porqué quiso hacer así el film. Defiende Gordon que los programas de entrevistas son la mayor aportación de la televisión y, para él, comparables a los reportajes en directo. Se pregunta ¿nos podemos imaginar el valor que tendría hoy una entrevista en profundidad a Miguel de Cervantes? Defiende que la entrevista será válida por la categoría del entrevistado y por el modo en que se le pregunta.

Para él, al escuchar a Santa Teresa, le da la certera impresión de que está dialogando también con el Segismundo de Calderón. Y defiende que Santa Teresa no es una mujer del pasado o solo para los místicos. La misma Simone de Beauvoir, escribe en su obra “EL Segundo Sexo”. “Santa Teresa no fue esclava de sus nervios, ni de sus emociones, sentía una fe que penetraba en las regiones más íntimas de su carne”.

Así surge la película que comentamos, un film austero y apasionado que acerca a dos mentalidades femeninas, en principio contrapuestas, pero que al hilo de las palabras de la Santa -todas son literales o al menos fueron pronunciadas por las personas que la trataron en su época- se establece un proceso íntimo emocionante. Dice Gordon que, con frecuencia el cine de hoy, o al menos el que más triunfa, es el cine de acción, y que él, no desprecia ese ritmo, sino que lo asimila encerrando la acción en el tiempo, en el rostro, en la voz. En Teresa, Teresa, hay por ello un ritmo armónico de las almas y de sus sentimientos. Después de ver la película, se confirma la lucidez de Santa Teresa, su humor que, dada su ascendencia, en parte es judío y que ¡tocaba las castañuelas como nadie…! un mensaje que sólo se capta después de ver el film.



Volver al Índice de Películas
 


 
Teresa, Teresa

Año:
2003
Dirección: Rafael Gordon
Intérpretes: Isabel Ordaz, Assumpta Serna, Amparo Valle, Ana José Bóveda, Bárbara Elorrieta
Guión: Rafael Gordon
Música: Eva Gancedo
Fotografía: Francisco Madurga
Distribuye en cine: Diorama


Cinco siglos separan a la santa de su entrevistadora. Santa Teresa, vestida con su hábito refleja dignidad por todas partes, con expresiones lúcidas, poéticas, místicas, convincentes. La entrevistadora muestra una especie de modernidad no se sabe si postiza o asumida, en la que hay excesos de vehemencia física y una estudiada sensualidad. Las preguntas se suceden entre lo divino y lo humano, entre contrastes de insatisfacción por parte de una, y de alegría serena por parte de la otra. Ciertamente, con una agudeza muy femenina, se detecta que hay curiosidad por parte de ambas no se sabe si de defenderse o de llegar a entenderse. Son casi dos horas en los que se estudia el alma humana, con sus entresijos, a través del tiempo. Sirve también para recordar y elogiar la memoria de una mujer eminente, con una altura humana e y espiritual incomparable, y en donde las preguntas planas e impertinentes, quedan desdibujadas por las respuestas, eco de una vida auténtica.

Isabel Orgaz, ha sabido actuar con oficio y realmente conoce el alma de Teresa. Assumpta Serna borda su difícil papel. Y ambas, le dan ese tono teatral que facilita la toma de postura por parte del espectador. Y acompañada por la banda musical de Eva Gancedo, que da intensidad a los gestos y las palabras de esta exquisita película.

Muy interesante, para cinéfilos, el tratamiento cinematográfico y experimental de este film, en la que hay abundantes primeros planos que muestran los universos contrapuestos de ambas mujeres, y es muy peculiar las miradas a la cámara de Santa Teresa, que interpelan al corazón del espectador.

Hay que destacar además el riguroso trabajo realizado de documentación histórica, que lleva a no traicionar para nada el espíritu de Santa Teresa, por lo que tanto conociendo la obra de la mística abulense, como si no se da este hecho, nos encontramos ante una película valiente.

Granada, noviembre 2015

AMIGOS DE AEBI
youtube AEBI
PORTADA 109

Bioética en el cine
La vida humana a
través del cine [+info]

[¿Dónde estás, Bernadette?]

Informes Acre
Buscar
Política de Cookies

Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtengas la mejor experiencia en nuestro sitio web. Más información en Política de cookies.

Síguenos en
TwitterFacebookyoutube